Cuáles son los síntomas de la serotonina baja

Cuáles son los síntomas de la serotonina baja

La serotonina es un neurotransmisor que guarda una relación muy directa con los estados de ánimo de una persona, y que podemos encontrar en diversas regiones del sistema nervioso central. De hecho, los sentimientos de tristeza, ansiedad y depresión en ocasiones suelen estar muy relacionados con unos niveles bajos de serotonina.

El frenético ritmo de vida actual, causante de estrés, así como una mala alimentación basada en harinas y azúcares refinados parecen ser dos de las causas posibles que provocan una disminución en la serotonina. A continuación, veremos cuáles son los síntomas más indicativos de unos bajos niveles de serotonina.

Indicios que indican que la serotonina ha descendido bruscamente

Síntomas de ansiedad

La ansiedad es definida como un mecanismo de defensa que nos ayuda a enfrentarnos a situaciones de peligro o amenaza. Es muy común en el ámbito social, y especialmente frecuente en personas con bajo nivel socieconómico. Se presenta con irritabilidad y sensación de pánico.

La serotonina cuenta con un total de 14 receptores diferentes. Recientes estudios han demostrado que existe un receptor en concreto, relacionado con los síntomas de ansiedad: se trata delreceptor 5 HT1A. Al parecer un problema en estos receptores durante la juventud, podrían propiciar una mayor sensibilidad a padecer ansiedad en la época adulta.

Actitud pesimista

El pesimismo es una actitud emocional negativa que puede desembocar en un estado de depresión. La persona que lo padece mantiene una actitud de negativdad nte todo lo que le rodea, e incluso ante el futuro. Se identifica con personas muy conformistas que se vuelven frustrantes para consigo mismas y para aquellas personas que las rodean.

Los niveles bajos de serotonina pueden ser causantes de una actiud pesimista, a la vez que pueden influir otros factores como por ejemplo una baja exposición solar. El sol, guarda una relación muy directa con la producción de serotonina, de ahí la importancia de tomar el sol de forma moderada para elevar los niveles de serotonina.

Autoestima baja

La autoestima baja, cuando se produce por unos niveles insuficientes de serotonina, provoca que en un momento determinado, la persona se sienta frustrada y descontenta consigo misma. Las personas con una autoestima baja tienden a compararse de forma negativa con los demás, tienen muy en cuenta las críticas que vienen de otras personas y son fácilmente influenciables.

Cuando aumenta la cantidad de este neurotransmisor, la persona comienza a experimentar un cambio muy significativo en su actitud. Confía más en si misma, se siente más optimista y es capaz de enfrentarse a nuevos retos. Es un síntoma de que se puede combatir la depresión aumentando los niveles de serotonina.

Insomnio

La serotonina, junto con la melatonina, están directamente relacionadas con un sueño profundo y reparador, necesario para que el organismo descanse, y para que al día siguiente seamos capaces de levantarnos cargados de energía.

La serotonina se encarga de facilitar la producción de melatonina, de modo que si los niveles de serotonina son bajos, la melatonina se verá afectada y como consecuencia aparecerá el temido insomnio.

Para que exista un equilibrio correcto entre la producción de serotonina y melatonina, es importante respetar el ciclo de vigilia y sueño de nuestro organismo. La melatonina se produce más fácilmente en ambientes oscuros y propicios para el sueño, mientras que los rayos de sol se encargan de estimular la produccion de serotonina que será la encargada de hacer que descansemos posteriormente toda la noche.

Problemas para mantener la concentración

La concentración es muy necesaria en nuestro día a día. La necesitamos para realizar tareas en el trabajo, para mantener una conversación, para estudiar o para hacer labores en casa. Un déficit de concentración nos lleva a mantener cierta inestabilidad que llega a desequilibrarnos emocionalmente. En esto, un nivel bajo de serotonina, puede tener mucho que ver.

La serotonina baja influye tanto en la concentración como en la memoria. Una de las mejores formas de elevar los niveles es manteniendo una dieta adecuada que eleve la serotonina. De este modo tan natural conseguiremos excelentes resultados.

Cambios de apetito

Los cambios de apetito pueden ser muy frecuentes en aquellas personas que mantienen un nivel de serotonina por debajo de lo normal. Estos cambios puede ser desde dejar de comer, a necesitar ingerir ciertos grupos de alimentos como por ejemplo aquellos que contienen grandes cantidades de azúcar.

Una de las funciones que la serotonina realiza, además de equilibrar los estados de ánimo, consiste en regular el apetito, por lo que un cambio en los niveles normales puede dar lugar a comportamientos poco adecuados para garantizar una buena alimentación. Recuerda que hay alimentos que aumentan la serotonina y que conviene conocer para incluir en la dieta.



Los cambios estacionales son las épocas más propensas para que se produzcan bajos niveles de serotonina, en concreto cuando llega la época del otoño-invierno. Las horas de sol son más reducidas y por tanto se produce menos serotonina, lo cual provoca que nos sintamos más apáticos o tristes. Mantener unos niveles adecuados es fundamental para sentirnos activos, optimistas y felices.

Sabías qué...

La palabra “serotonina” procede del término sérum que quiere decir “plasma sanguíneo”.

¿Te ha sido de utilidad?
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (352 votos, promedio: 3,95 de 5)
Cargando…